Header Ads

Hitzaldia Güeñes Bizia // Charla Güeñes Bizia (Maiatzak 17 Mayo)


Maiatzaren 17an, Zalla zine-antzokian, lau zientzialari ospetsuk biomasa bidezko kogenerazioak osasunarentzat dituen ondorioak jorratuko dituzte; eta zehatzago, Glefaranen arazoari buruz hitz egingo dute, biztanleguneetatik metro gutxira dagoen Estatuko planta bakarra

Cuatro eminentes científicos tomarán parte en la mesa redonda que abordará las repercusiones para la salud de la cogeneración con biomasa y, en concreto, la problemática generada por la actividad de Global Efficiency Aranguren S.L. (GLEFARAN), que es la única planta del Estado situada a escasos metros de núcleos de población. El acto, organizado por la plataforma Güeñes Bizia en colaboración con el Ayuntamiento de Zalla, tendrá lugar en el Zalla zine-antzokia el viernes, 17 de mayo, a las 19:00h.

Los científicos que estarán presentes en Zalla, y que atenderán también a las preguntas del público asistente, son el doctor Josep Ferrís (oncólogo y pediatra, jefe de oncología pediátrica en el Hospital Universitario La Fe de Valencia, miembro de la Coalición Internacional "Healthy Environments for Children Alliance" e investigador principal del proyecto "Medio Ambiente y cáncer pediátrico" financiado por la Asociación Española contra el Cáncer); doctor Eduardo Rodríguez Farré (toxicólogo, farmacólogo y radiobiólogo, director durante muchos años del Departamento de Toxicología y Farmacología del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, jefe de Toxicología del Hospital Universitario de Barcelona, integrante del Comité Científico de la Unión Europea sobre nuevos riesgos para la salud); Fernando Palacios (ingeniero medioambiental y doctor en Biología, científico titular del Consejo Superior de Investigaciones Científicas); y Xabier Mitxelena (médico miembro del Grupo de Estudios sobre Incineración y Salud GEIS).



Benzopireno
Entre tanto, Güeñes Bizia ha denunciado los altos niveles de benzopireno que se han registrado en la zona según se desprende de un reciente informe encargado por el propio Ayuntamiento de Güeñes a la empresa Troposfera. En contra de la lectura positiva que hace dicho Consistorio, "un examen en profundidad de este estudio demuestra que los resultados obtenidos en las mediciones de benzopireno son absolutamente preocupantes, encontrándose muy por encima de lo establecido por la OMS y la legislación española".
Tras remarcar que se trata de una sustancia muy cancerígena, Güeñes Bizia señala que se han tomado 26 muestras en días diferentes. "En 8 de esas muestras no se detectan benzopirenos, no porque no haya sino porque el medidor no funciona; pero esto no lo dicen.

Otra cuestión que llama poderosamente la atención es la elección del lugar para la colocación del aparato, protegido por un muro desde la ubicación de la chimenea. Pese a lo que suele ser habitual, el medidor estuvo recibiendo datos contra la dirección del viento predominante. Es decir, todos los días excepto en dos, tal y como se refleja en el informe, predominaron los vientos del suroeste con una velocidad relativamente elevada. Y, por lo tanto, el medidor que estaba colocado a 200 metros de la chimenea en dirección a Güeñes no podía captar las sustancias que desde la chimenea el viento arrastraba hacia Aranguren.

¿Y qué pasó los únicos dos días en los que el viento sí fue en dirección a Güeñes, o sea, en dirección al medidor? Tal como se refleja en la página 13 del informe, esos dos días los resultados fueron de 1,27 y de 1,08ng/m3. Por encima del 1ng/m3 legal, y bastante más que duplicando el 0,50ng/m3,  que según la OMS afecta a la salud de las personas. En conclusión, durante los 18 días en los que sí se registraron datos de medición, se respiraron niveles de benzopireno por encima de los límites legales: 16 de ellos en Aranguren y Zalla, y 2 en Güeñes", subrayan.

No hay comentarios